sindrome de cushing en perros

Síndrome de Cushing en Perros – Causas, Síntomas y Tratamiento

El Síndrome  de Cushing en perros (hiperadrenocorticismo) es una enfermedad a consecuencia de una producción crónica en exceso de glucocorticoides en el cuerpo del perro.

En un perro normal, la glándula pituitaria produce una hormona llamada ACTH, que estimula la glándula suprarrenal para producir las hormonas glucocorticoides necesarias para la función de muchos sistemas en el cuerpo.

Si algo va mal en la glándula pituitaria o en la glándula suprarrenal y el exceso de glucocorticoides aumenta, se desarrollara la enfermedad de Cushing.

Esta enfermedad es muy complicada con una amplia gama de síntomas y  causas.

En este artículo te ofreceremos una descripción concisa del síndrome de cushing en perros, sus síntomas, cómo se diagnostica, y el tratamiento perfecto. Así mismo te recomiendo que sigas leyendo hasta el final te sacaremos de dudas, te lo prometo!

También te puede interesar: También te puede interesar:

sindrome de cushing en perros

Causas del Síndrome de Cushing en perros

 

La causa más común de hiperadrenocorticismo en perros es un tumor hipofisario benigno (no se propaga).

Los tumores malignos de la glándula pituitaria producen metástasis a través del cuerpo, es una causa poco frecuente del hiperadrenocorticismo.

Una causa menos común es un tumor de la glándula suprarrenal (adrenal tumor – AT), pero cuando se produce, puede ser un tumor benigno, o un tumor maligno.

Dependiendo de la hipófisis hiperadrenocorticismo (PDH) incluye tumores en las glándulas suprarrenales, así como el crecimiento excesivo de la glándula pituitaria del perro.

La administración de glucocorticoides en exceso que normalmente son utilizados para tratamiento para las alergias, inflamación, o como una terapia de reemplazo para niveles bajos de cortisona, también pueden causar la enfermedad del Cushing en perros.

La enfermedad de Cushing en los perros es muy común y es también conocida como la  enfermedad de los viejitos. La edad habitual para contraer el síndrome de Cushing en los perros es de alrededor de los seis o siete años con un rango de dos a dieciséis años. Afecta de igual forma a los machos y a las hembras y parece ser que no afecta más a unas razas que a otras.  

cushing en perros

Tipos de Síndrome De Cushing

Hay dos tipos de síndrome de Cushing diferentes:

 

  • Hiperadrenocorticismo dependiente de la hipófisis: ElPDH implica la hipersecreción del ACTH por la glándula pituitaria. La hormona ACTH estimula la glándula suprarrenal para producir los glucocorticoides. La glándula pituitaria es más probable que aparezca por una producción excesiva de ACTH por un tumor hipofisario y aparece en el 80% de los casos de Síndrome de Cushing Canino.
  • Adrenal Dependiente: Este tipo se basa en una enfermedad suprarrenal a consecuencia de un tumor adrenal que causa una hipersecreción de glucocorticoides. Los tumores suprarrenales aparecen alrededor del 20% de los casos de la enfermedad de Cushing. También hay otro tipo de síntoma de Cushing conocido como enfermedad de Cushing “iatrogénico” que aparece a consecuencia de administrar altas dosis de esteroides al perro.

sintomas sindrome de cushing

Síntomas del Síndrome de Cushing en Perros

 

A consecuencia de tener los glucocorticoides crónicamente elevados (esteroides), los perros afectados desarrollan una combinación clásica de los síntomas clínicos y lesiones.

La enfermedad progresa lentamente. Un estudio mostró que la mayoría de los perros tenían al menos un síntoma de la enfermedad de uno a seis años antes de que se diagnostique la enfermedad.

Debido a que los síntomas se producen de manera gradual, el propietario a veces atribuye los cambios a la “vejez”. Algunos perros tienen sólo un síntoma, mientras que otros pueden tener muchos.

Muchos de los síntomas del síndrome de Cushing en perros pueden ser confundidos fácilmente con los del envejecimiento en los perros, y la mayoría de los propietarios no se dan cuenta a los primeros síntomas que aparecen. Estos síntomas son:

 

  • El aumento del consumo de agua y orina:El síntoma más común es el aumento del consumo de agua y el importante incremento de la orina (polidipsia en perros y poliuria). Los perros pueden beber entre dos y diez veces la cantidad normal de agua y el aumento considerado de la orina. Este síntoma aparece en más del 85% de los casos de la enfermedad de Cushing.

 

  • Aumento en el apetito: El Aumento del apetito (polifagia) es otro síntoma clínico muy común de esta enfermedad y aparece en el 80% de los perros afectados. Los perros pueden empezar a robar comida, buscar en la basura, piden comida continuamente, y pueden llegar a ser muy protectores de sus alimentos.

 

  • Ampliación abdominal: La ampliación abdominal es un síntoma común en el 80% de los perros afectados.

 

  • Pérdida del cabello y la piel fina: La pérdida de cabello y adelgazamiento de la piel es también un síntoma común en los perros con síndrome de Cushing. Se calcula que entre el 50% y el 90% de los perros afectados tienen estos síntomas. La pérdida de cabello (alopecia canina) es una de las razones más comunes que los propietarios detectan en su perro. La pérdida del cabello por lo general comienza sobre las zonas de desgaste, tales como los codos y continúa por los costados y el abdomen hasta que finalmente sólo la cabeza y las extremidades tienen el pelo. El grosor de la piel también puede ser fina y  puede ser dañada con facilidad y tarda en sanar.

Otros síntomas frecuentes de la enfermedad del cushing en perros

  • Tu perro jadea mucho
  • Infecciones recurrentes del tracto urinario.
  • Pérdidas en la capacidad reproductiva.
  • Fatiga o reducción del ejercicio físico.
  • Infecciones Cutáneas secundarias (Fúngicas o Bacterianas).
  • Cicatrización retardada.
  • Atrofia muscular.
  • Pigmentación de la piel.

sindrome de cushing canino

Diagnostico Cushing en Perros

 

El diagnostico suele ser muy prolongado, tu veterinario le hará un examen físico completo a tu perro, incluyendo un perfil químico de sangre, hemograma completo y un análisis de orina. Deberás proporcionar un historial completo de la salud de tu mascota, diciéndole a tu veterinario los síntomas que has detectado.

Tu veterinario también realizara pruebas para medir los niveles de cortisona en la sangre de tu perro. Hay tres tipos de pruebas para medir la cortisona que ayudarán a tu veterinario a diagnosticar el síndrome de Cushing en tu perro:

Una prueba de creatinina y cortisol en la orina, y dos tipos de análisis de sangre: una prueba de supresión con dexametasona, y una prueba de estimulación con corticotropina (ACTH).

La prueba endógena mide la  concentración de ACTH y puede confirmar si la causa de la enfermedad del cushing es a consecuencia de un tumor suprarrenal (AT).

Los rayos X y la ecografía pueden mostrar el 50 % de los tumores suprarrenales, y puede ser muy útil para diferenciar el PDH del AT. Si un paciente tiene un AT, unas radiografías del tórax y las imágenes de ultrasonido pueden ser útil para examinar visualmente si el perro tiene metástasis.

 enfermedad de cushing tratamiento

Enfermedad de Cushing en Perros – Tratamiento

 

El tratamiento para el síndrome de Cushing  en perros puede ser de varias formas. Dependiendo del tipo de enfermedad.

Quirúrgico

La cirugía puede ser una solución eficaz. Si se identifica un tumor suprarrenal, la extirpación quirúrgica puede ser la opción perfecta.

Existen diferentes tipos de tumores que pueden afectar a la glándula suprarrenal y su tratamiento se basará en el tipo de tumor en particular.

El tratamiento no quirúrgico es el tratamiento más utilizado para la mayoría de los casos de enfermedad de Cushing canino. Alrededor del 80% de los casos de la enfermedad de Cushing en perros son del tipo pituitaria, y ya que tanto la suprarrenal y la pituitaria responden eficazmente a algunos de los tratamientos orales, muchos veterinarios no realizan los diagnósticos pertinentes para distinguir entre los dos tipos de tumores.

Actualmente existen diferentes tipos de medicamentos orales que se utilizan para tratar el síndrome de Cushing en perros.

El Lysodren

Hasta hace poco, Lysodren también conocido como mitotano, era el único tratamiento que existía para el síndrome de Cushing en perros de tipo pituitaria dependiente.

Es cómodo de usar y es bastante barato y todavía es el tratamiento más utilizado. La desventaja de este medicamento es que puede tener algunos efectos secundarios graves y se necesita realizar análisis de sangre con regularidad. Durante las fases iniciales de la terapia, el perro debe ser controlada con mucho cuidado, y debe haber una estrecha comunicación entre el veterinario y el propietario.

El uso de Lysodren en perros es algo así como quimioterapia. Funciona mediante la destrucción de las células de la glándula suprarrenal que producen las hormonas corticosteroides. Como se reduce el número de células productoras de corticosteroides, a pesar de que la glándula pituitaria continúa produciendo exceso de ACTH, la glándula suprarrenal es menos capaz de responder, por lo que se reduce la cantidad de glucocorticoide.

Los problemas surgen cuando se elimina demasiada corteza suprarrenal. A continuación los perros pueden que necesiten prednisona, ya sea a corto o largo plazo.

El Lysodren inicialmente se le da todos los días hasta que el perro disminuye los síntomas (consumo de agua, el apetito, etec). En los días  8 o 9 después del inicio del tratamiento, el perro necesitara ser examinado y se le realizara una prueba de estimulación con ACTH para determinar si el medicamento está funcionando. Si se ha logrado el objetivo, se iniciara un tratamiento de mantenimiento.

Pero si el objetivo no se ha logrado, entonces el perro seguirá con la medicación diaria durante 3 a 7 días adicionales y se volverá a comprobar hasta que se logre el objetivo.

Si el perro tiene letargo, vómitos, o tiene diarrea canina o si el tratamiento no funciona después de 30 días, se vuelve a evaluar el plan de tratamiento. Si el tratamiento tiene éxito, entonces los síntomas se desaparecerán a los 4 o 6 meses.

Existe un cierto porcentaje de perros que recaen y necesitan someterse a una terapia diaria de nuevo. Si un perro no recae, mientras se le está administrando Lysodren, este deberá ser cancelado y el perro debe ser examinado por un veterinario. Si el tratamiento tiene éxito, el Lysodren será administrado al perro de por vida.

Trilostane

El Trilostane es un nuevo tratamiento que se utiliza para algunos perros que tienen el síndrome de Cushing. Es más caro, pero puede ser un tratamiento alternativo para los perros con tumores adrenales. Al igual que con el Lysodren, el perro se vuelve a examinar en varias ocasiones durante la fase inicial del tratamiento, y se le realizaran pruebas de estimulación con ACTH. En muchos casos, después de varios meses de terapia, la dosis tiene que ser aumentada.

Ketoconazol

El ketoconazol por vía oral es un anti fúngico que se ha sido utilizado desde mediados de los años 80. Uno de los efectos secundarios de ketoconazol es que interfiere con la síntesis de las hormonas esteroides.

Por lo tanto, ganó algo de popularidad como tratamiento para el síndrome de cushing en perros. Sin embargo, hoy en día se utiliza poco.

L-deprenil (Anipryl): 

También ha sido utilizado como tratamiento del síndrome de Cushing, pero su eficacia ha sido cuestionada.

hiperadrenocorticismo en perros

Consejos

Si tu perro está siendo tratado para esta enfermedad, deberás de estar preparado para continuar el tratamiento de por vida.

Tendrás que observar las posibles complicaciones que aparezcan. Si detectas alguno de los síntomas citados anteriormente lleva a tu perro al veterinario inmediatamente.

Lo mejor que puedes hacer es seguir el plan de tratamiento de tu perro. Mantener una estrecha vigilancia sobre el comportamiento y síntomas de tu perro, y darle las dosis de los medicamentos en el momento adecuado.

El veterinario y tú podéis trabajar juntos para ayudar a tu perro a tener una vida feliz y saludable.

Este artículo es informativo, te recomendamos que lleves a tu perro al veterinario en caso de que presente cualquier síntoma o malestar de esta enfermedad.

Si deseas leer más artículos parecidos Síndrome de Cushing en Perros  –  Causas, Síntomas y Tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra sección de salud y cuidados.




¿Te ha sido de utilidad este articulo?

Síndrome de Cushing en Perros – Causas, Síntomas y Tratamiento
4.9 (98.18%) 11 votos

6 comentarios en “Síndrome de Cushing en Perros – Causas, Síntomas y Tratamiento

  1. Mi peque tiene el síndrome de cushing y lleva con tratamiento de trilostano desde hace 7 meses,pero sigue bebiendo mucha agua y haciendo mucho pis,aunque en otros síntomas si que se a recuperado como en el estado de ánimo,mejoría del pelo,no vomita..
    No se si es normal que siga bebiendo tanto aún con el tratamiento. Aunque a mediados de diciembre le toca la revisión de los 3 meses y lo preguntaré,si alguien me puede informar se lo agradecería. Gracias de antemano.

    1. Hola Valeria, mi consejo es que esperes a la revisión de los 3 meses y se lo comentes a tu veterinario, pero si notas que tu perro se encuentra un poco peor llevalo antes. Espero que se mejore tu peque. Saludos

    2. Hola, mi perrita tambien tiene sindrome de cushing ya se encuentra en tratamiento solo queria preguntar donde puedo conseguir las pastillas mas recomendables para ese tratamiento que son la vetoryl. URGENTE

  2. Hola tengo un perrito de 13 años y le han diagnosticado síndrome de kushing, el fue tratado de pododermatitis con mucho corticoides, hace como 5 años dejo de consumir los corticoides, en aquel entonces le diagnosticaron hipercortisismo. Por lo que dejó de consumirlos. Pero toma demasiada agua y está bien barrigoncito, además no quiere caminar mucho parece que le es doloroso. Actualmente lo están tratando con Ketoconazol, quisiera saber si es muy perjudicial para mi perrito este medicamento, por favor espero su respuesta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *